viernes, 25 de abril de 2008

Faltos mitos de de la actividad física III: El agua con azucar ayuda a eliminar las agujetas.

El tomar agua con azúcar como remedio a las agujetas es quizás el falso mito más popular. Basta con preguntar a nuestros alumnos sobre este "remedio" para que rápidamente nos contesten que es algo eficaz y que a ellos si les soluciona "el problema"

La idea de esta falsa creencia viene por la obsoleta teoría de que tras la práctica de alguna actividad física, más intensa del nivel habitual, se acumulaban pequeños cristales de ácido láctico se pensaba que al presionar el músculo estos cristales causaban el dolor. El remedio que se busco en aquellos años fue el de tomar agua con azúcar para poder eliminar estos cristalitos y por lo tanto quitar el dolor que estos provocaban.

Hoy en día la evidencia científica ha descartado que esta teoría sea cierta y se apuesta más porque las agujetas sean producidas por pequeñas microroturas musculares, que serian las causantes de este dolor muscular retardado.
¿Qué remedio tienen entonces las agujetas?

En primer lugar desde las clases de educación física tenemos que hacer énfasis los siguientes apartados:

1- Realizar un calentamiento en el cual la temperatura intramuscular se eleve los suficiente.
2- Enseñar a nuestros alumnos que la base para prevenir las temidas agujetas es que cuando se realice algún tipo de actividad esta sea de forma progresiva.
3- Hacer que nuestros alumnos comprendan que son las agujetas, ya que el conocimiento de la realidad será la única forma de comprender el porque la falsa creencia del agua con azúcar no es válida.